huila
Home Inicio » Good News Buenas Noticias » ‘Hay que pedirle al Niño Dios que los precios del café mejoren’
‘Hay que pedirle al Niño Dios que los precios del café mejoren’

Lunes, 30 Diciembre 2013 03:32
Escrito por  ALEJANDRA MONTOYA FALLA LA NACIÓN, NEIVA


El Director Ejecutivo del Comité Departamental de Cafeteros hizo un balance de lo que fue la caficultura huilense en el 2013. Destacó el considerable repunte de la producción y el liderazgo que mantiene el departamento en la producción de cafés especiales. Se mostró preocupado por los precios del café e incluso indicó que el próximo año la coyuntura de precios será similar a la presente vigencia.

El 2013 ha sido uno de los años más favorables para la caficultura huilense, a pesar de los paros y los bajos precios del grano.

Así lo consideró Héctor Falla Puentes, director Ejecutivo del Comité Departamental de Cafeteros, al hacer un balance de lo que fue el presente año para la caficultura huilense, pues a pesar de la dura crisis de los precios del café, que generaron varias manifestaciones, este año el Huila recuperó en casi un 40 por ciento la producción del grano, manteniendo el primer lugar a nivel nacional en producción y calidad.

En entrevista con LA NACIÓN, el dirigente cafetero realizó un balance del año que termina y enunció los principales retos del sector para el 2014.

Héctor Falla Puentes, Director Ejecutivo del Comité Departamental de Cafeteros del Huila


¿Cuáles son los principales logros de la caficultura para el 2013?
Lo que hay que destacar es que la caficultura del Huila, aún en crisis de precios, sigue creciendo, sigue adaptándose, sigue apostándole a la calidad, estamos llegando a 154.000 hectáreas de café creciendo en más de un 50 por ciento en los últimos cuatro años, lo cual es un gran reto, un gran desafío y una gran apuesta de los caficultores al sector y eso hace que nuestros esfuerzos vayan encaminados a hacerla sostenible y rentable. Hoy la caficultura huilense está mejor preparada, tenemos cerca del 50 por ciento de nuestras áreas resistentes, hace cuatro años era sólo el 18 por ciento, lo que evidencia el trabajo que se ha hecho. Esperamos que en un par de años podamos decirle al Huila que se logró el cometido de quitarnos la gran amenaza de la susceptibilidad a temas como la roya.

¿Seguimos siendo líderes en calidad?
Otro gran logro es que nos posicionamos como la región que más calidad le produce en café al mundo y seguimos siendo buscados por nuestro café de alta calidad, y obviamente seguimos creciendo en fincas certificadas, en caficultores que todos los días le apuestan más a la calidad, a los microlotes y ven en la producción de cafés especiales una salida a la crisis de precios.

¿Sí se logrará la gran meta de producir dos millones de sacos de café?
Yo no conozco la cifra del consolidado hoy, ojalá podamos cumplir ese logro, yo diría que si no lo logramos vamos a estar muy cerca de los dos millones de sacos, de tal manera que el propósito era recuperar la producción y creo que lo hemos logrado. Hemos superado en un 40 por ciento la producción del año inmediatamente anterior y estoy seguro de esa cifra que hemos anhelado.

Y según el último reporte, ¿en cuánto está la producción?
El último reporte al mes de noviembre está en 1’755.000 sacos esperando la cifra de diciembre, considero que estaremos en cerca de 1’950.000 o dos millones de sacos, lo que demuestra el buen momento de la caficultura huilense y que le seguimos aportando un gran porcentaje a la producción nacional.

El 2013 fue un año de crisis para los cafeteros por el tema de precios ¿Cómo está la situación actualmente?
El tema de los paros creo que tiene la gran ventaja de que hizo visible a Colombia entera de la crisis de la caficultura y del agro colombiano, que quizás muchos sectores no veían, pensaban inicialmente que era una dificultad de mercado, que era algo transitorio, pero las evidencias nos demostraron que nos estábamos equivocando en esa apreciación y los agricultores en general le dijeron al país que tiene que cambiar la visión y la estrategia para hacer sostenible el campo colombiano. De tal manera que tiene que resaltarse un aspecto positivo de esas manifestaciones de las comunidades, y es que se puso a Colombia a pensar diferente y se le hizo un llamado a la clase política, a los dirigentes a que busquen estrategias para hacer sostenible el sector y garantizar una paz social. Creo que las evidencias nos están demostrando que a veces las actividades de hecho obtienen algunos resultados, que no deberían ser quizás los mecanismos, pero desafortunadamente a veces son nuestros dirigentes sordos en escucharnos.

¿Pero en materia de precios cómo cerrará el año?
En precios el año es bajo, hay que decir que no es lo que esperamos y lo que el esfuerzo del caficultor espera. Hoy, si no fuera por el subsidio del Gobierno estaríamos trabajando a pérdida, de tal manera que eso hace indispensable el apoyo de los entes gubernamentales y del cambio de la política hacia el sector agropecuario. Algunos analistas se atreven a pronosticar que seguramente el tema de precios va a reaccionar el año entrante, no somos tan optimistas en esa apreciación, sin embargo, si hay algo que debemos pedirle al Niño Dios, es que nos ayude en eso, a que los precios mejoren.

¿Cómo está en este momento la institucionalidad cafetera?
Yo creo que hoy la institucionalidad es más fuerte. Las crisis tienen esa gran ventaja y es que en principio pareciera atomizar, pero al finalizar los ejercicios, creo que la única herramienta de trabajo veraz y sostenible es unirnos en torno a la institucionalidad, a los elementos que siempre han estado ahí y que obviamente debemos fortalecer. Yo creo que en el último Congreso Cafetero lo que se le mostró al país es que hay una institucionalidad más coherente, más fuerte y unida.

¿Cuáles son los principales retos para el 2014?
Los retos nuestros son continuar por el sendero de la recuperación de la producción y la productividad, seguir manteniendo ese primer lugar en producción a nivel nacional y poder llegar a un 18 por ciento, sostener ese primer lugar y sitio privilegiado que tenemos en calidad y poderle demostrar a Colombia y al mundo que somos los mejores productores, que hacemos las mejores prácticas agrícolas. También debemos adaptar nuestra infraestructura de beneficio y secado a las necesidades que nos va a requerir la caficultura. Asimismo, debemos seguir propiciando la unión del gremio, de los productores y la búsqueda de la colaboración de los entes gubernamentales, porque solos no podremos. Pero lo principal es que nuestra caficultura sea sostenible en el tiempo en materia económica, social y ambiental.

“Hoy la caficultura huilense está mejor preparada, tenemos cerca del 50 por ciento de nuestras áreas resistentes, hace cuatro años era sólo el 18 por ciento, lo que evidencia el trabajo que se ha hecho”.

“Yo creo que hoy la institucionalidad es más fuerte. Las crisis tienen esa gran ventaja y es que en principio pareciera atomizar, pero al finalizar los ejercicios, creo que la única herramienta de trabajo veraz y sostenible es unirnos en torno a la institucionalidad”

Huila lideró el cobro del auxilio cafetero
En cuanto a la evolución del programa de Protección al Ingreso del Caficultor (PIC), Héctor Falla Puentes sostuvo que “los resultados son muy favorables, de más de un billón de pesos que hoy están en facturas, cerca de 280.000 millones están en poder de nuestros caficultores del Huila, no me cabe duda que estaremos por encima del 25 por ciento de la participación nacional, siendo nuestra producción el 17 por ciento del total en Colombia, lo que quiere decir que tenemos la mayor cobertura a nivel nacional de caficultores que se han beneficiado del PIC, es decir, el 91 por ciento de nuestros caficultores han accedido al PIC, lo que evidencia los buenos resultados”, destacó.

De igual forma, puntualizó que “el gran reto es buscar un nuevo mecanismo para hacer más socialmente aceptable la ayuda al pequeño caficultor. De tal manera que no me cabe duda que esta semana tendremos noticias de cómo va a operar el otro año el PIC y aspiramos que sea menos traumático para el caficultor y para nosotros como institución, que sea más ágil este proceso para el productor”.

Share

Código Ética y Buen Gobierno Términos de uso Gestión de Archivos Directorio Comités Servicios en línea Protección de datos personales